El 1 de agosto, el Ejército libanés celebró sus 74 años de existencia. El comandante en jefe del Ejército, general Joseph Aoun, rindió homenaje a las fuerzas libanesas, mientras evocaba la protección de la frontera sur frente a las acciones del régimen de Tel Aviv, que “continúa violando la soberanía terrestre, marítima y aérea del Líbano”, pero “al que los militares libaneses, con sus esfuerzos y sacrificios, siguen haciendo frente”.

El general Aoun obviamente se refería a las Granjas de Sheeba, pero también a las incursiones marítimas de “Israel” en las aguas territoriales libanesas, y especialmente a los miles de infiltraciones en el espacio aéreo del Líbano desde el cual los aviones israelíes han lanzado ataques contra Siria.

Irán, en muchas ocasiones, se ha ofrecido a equipar al Líbano para convertir el espacio aéreo libanés en impermeable a las violaciones aéreas israelíes. Y este 74º aniversario del nacimiento del Ejército, que actúa en total armonía con Hezbolá, brindó la oportunidad de reiterar esta oferta. Citado por Al Masdar News, el sitio ruso Aria Pro señala que Irán estaría listo para entregar gratuitamente “sistemas de defensa aérea en el Líbano”. Aquí hay una oferta particularmente valiosa en un contexto de extrema tensión, en el que el régimen israelí desafía rutinariamente la soberanía libanesa.

Según el sitio web, debido a la constante agresión y ataques de “Israel” en Siria, Cisjordania y la Franja de Gaza, Irán está dispuesto a donar al Líbano sistemas de defensa antiaérea para proteger su espacio aéreo.

“Los expertos creen que el Líbano podría beneficiarse de tal propuesta, porque hoy el Líbano no tiene sus propios sistemas de defensa aérea, especialmente porque EEUU ha hecho todo lo posible para que dicho país carezca de ellos”, dijo Aria Pro.

“Los sistemas antiaéreos de Irán tienen un alcance de 200 kilómetros, suficiente para paralizar a la Fuerza Aérea israelí. De hecho, es poco probable que Israel pueda eludir los sistemas de defensa aérea iraníes sin poner en peligro la vida de sus pilotos”, agrega la fuente rusa. “Además, según Teherán, los últimos sistemas de defensa aérea iraníes son capaces de detectar incluso aviones sigilosos”.

En enero de 2019, un parlamentario libanés habló de la necesidad de equipar a los militares del país con sistemas de defensa antiaérea iraníes para garantizar la seguridad aérea del país contra los sobrevuelos de aviones israelíes.

El parlamentario del Movimiento Amal en el Parlamento libanés, Mohammed Khajeh, dijo que la continuación de las violaciones del espacio aéreo libanés por parte de la fuerza aérea israelí hacía necesario equipar al Ejército libanés con un sistema de defensa antiaérea.

Un análisis desarrollado por The Atlantic en julio pasado dice que Hezbolá actualmente tiene al menos 100.000 cohetes y misiles, diez veces más que en 2006: “Algunos de estos misiles podrían apuntar a aviones militares israelíes. Al mismo tiempo, los oficiales militares israelíes advirtieron que Hezbolá podría disparar 1.200 misiles y cohetes por día en caso de una guerra futura, en comparación con los 100 cohetes por día de hace 12 años.”

Una defensa antiaérea libanesa significaría cortar las alas de “Israel” directamente. El despliegue de los S-300 en Siria privó ya a la fuerza aérea israelí de la posibilidad de violar el espacio aéreo sirio y una defensa antiaérea libanesa indudablemente tendrá un efecto idéntico.