The Saker

(Nota de los traductores) The Saker se hace eco de una información sobre ayuda rusa a los venezolanos para atrapar a los mercenarios yankis, pero esto fue retundamente desmentido por la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (enlace al Twitter de la Zona Operativa de Defensa Integral La Guaira: https://twitter.com/ZodiLaGuaira/status/1258805033518403584?s=20 que desmiente categóricamente esa información y la califica como “fake news”).

Primero, comencemos con algunas noticias recientes (aparentemente no relacionadas):

Estas noticias aparentemente no relacionadas tienen una cosa en común: ilustran cuán débiles e ineficaces se han vuelto las fuerzas armadas de EEUU en las últimas dos décadas. Y si bien, por razones de brevedad, elegí solo tres ejemplos, la verdad es que hay cientos de historias similares en todo Internet, todas apuntando a la misma realidad: la mayoría de los ejércitos de los EEUU están en un estado terminal de falta de mantenimiento.

Veamos los distintos servicios uno por uno:

  • Toda la flota de superficie de la USN (US Navy) ahora está comprometida debido a su estructura centrada en los portaviones. La USN además carece de misiles de crucero modernos. Clases enteras de naves de superficie ahora están desactualizadas (fragatas) o tienen fallas de diseño importantes (LCS).
  • La USAF vuela principalmente con aviones de la Guerra Fría, a menudo modernizados pero, en general, es una flota obsoleta, especialmente cuando se compara con los aviones rusos o chinos de 4++ y 5ta. Generación. De hecho, el desastre absoluto del programa F-35 significa que, por primera vez en su historia, el avión estadounidense será cualitativamente superado por sus probables adversarios. Incluso los AWACS de EEUU y otros aviones de reconocimiento ahora están amenazados por misiles antiaéreos de largo alcance rusos y chinos (lanzados tanto por tierra como por aire).
  • En cuanto al Ejército de los EEUU y el Cuerpo de Marines, los vergonzosos desastres en Irak, Afganistán y otros lugares demuestran que las fuerzas terrestres de los EEUU básicamente sólo alcanzan a protegerse a sí mismas, y esto no muy bien.
  • Luego están las Fuerzas Espaciales creadas recientemente que existen solo en papel y la Guardia Costera de los Estados Unidos, que es básicamente irrelevante en una guerra importante.

Finalmente, está el Comando de Operaciones Especiales de EEUU, que no es una de las ramas de servicio, sino solo un comando “funcional” y “combatiente unificado”, pero que a menudo se considera una rama separada de las fuerzas armadas. Estas fuerzas siempre se ven geniales en las listas de propaganda, pero la verdad es que estas fuerzas supuestamente “las mejores del mundo” (¡¿obvio ?!) aún no han logrado su primer éxito real, significativo y operativo en algún lugar (aunque sea al menos para equilibrar su larga historia de abyectos fracasos, comenzando por Desert One, hasta Granada, Afganistán, Libia, etc.). Por cierto, los tiroteos menores contra un adversario muy inferior, no califican.

Ahora déjame hacerte una pregunta crucial: ¿qué significa eso para Israel?

Bueno, primero, significa que los “pobres” israelíes ahora tendrán que volar con el F-35 como su caza de insignia. En la mayoría de los casos, se podría confiar en que los israelíes modifiquen/actualicen sus F-35 para deshacerse, al menos, de las peores “características”, pero en el caso del F-35 esto no es ni siquiera teóricamente posible debido a los profundos defectos de diseño (para aquellos que necesitan un repaso “oficial” sobre la catastrófica realidad del programa F-35, lean este informe oficial del gobierno de EEUU que incluye 276 deficiencias “críticas”). Más pronto que tarde, los F-35 israelíes se encontrarán con la versión de exportación del Su-35, el Mig-29M/MiG-35 mucho más barato pero de alto rendimiento, o incluso un Su-57 ruso, y entoces se verán superados sin remedio (incluso si el resultado de cualquier combate aire-aire no se puede reducir a la comparación de aeronaves, se necesita una imagen completa y mucho más compleja para modelar los posibles resultados). Actualmente, el Su-35 solo se ha exportado a China, pero los posibles operadores futuros podrían incluir a Egipto, Argelia y Turquía. En cuanto al MiG-29M/MiG-35, países como Egipto y Siria han expresado interés.

Hablando de Siria, hasta ahora hemos visto varios casos de aviones israelíes interceptados y obligados a retirarse por los Su-35S rusos, y ni un solo caso de lo contrario. Parece que hay al menos un caso, aunque no se ha confirmado oficialmente (¿todavía?) de un Su-35S ruso persiguiendo a un F-22 de la USAF (una vez que el Su-35 y el F-22 están lo suficientemente cerca, este último tiene muy pocas esperanzas de supervivencia).

¿Puedes imaginar qué más se encontrarán los israelíes en los cielos del Medio Oriente? Posiblemente una variante de exportación del MiG-31 o incluso del MiG-31BM ruso (con sus misiles aire-aire R-37 de 400 km. de alcance). De hecho, el alcance, la velocidad, el radar y las armas de este avión permitirían a Rusia mantener patrullas aéreas de combate sobre, por ejemplo, Siria, mientras opera desde el sur de Rusia.

Me extiendo en estos aviones porque en el pasado, al igual que los Estados Unidos, los israelíes siempre han confiado en la siguiente combinación de factores para prevalecer:

  • Un ataque sorpresa (más o menos justificado por una operación de bandera falsa o por prevención).
  • La destrucción de los aviones enemigos cuando aún están en tierra.
  • Superioridad aérea para proteger aviones de ala giratoria y blindaje avanzado.

Es cierto que los israelíes todavía tienen una gran fuerza de F-16/15/18 modificados (14 escuadrones, más de 300 aviones), pero al igual que sus homólogos estadounidenses, están siendo rápidamente obsoletos. En marcado contraste con la obsolescencia de la Fuerza Aérea de Israel, los vecinos israelíes están adquiriendo sistemas de defensa aérea cada vez más avanzados junto con EW (Electronic Warfare; guerra electrónica. NDT.) y sistemas de gestión de batalla. En otras palabras, este es un muy mal momento para que Israel responda parado sobre los F-35 en el futuro previsible.

En este momento, los israelíes bombardean regularmente a Siria, pero con muy pocos resultados que no sean las proclamaciones, mántricas y sin duda terapéuticas, de la superioridad judía sobre los árabes. Y, como es previsible, los espectadores de los siomedios en Israel y Occidente están muy impresionados. Los sirios, los iraníes y Hezbolá, no tanto …

De la misma manera que el complejo militar industrial de EEUU puso todos sus huevos en la canasta de los F-35, los israelíes también pusieron todos sus huevos de seguridad nacional en la eterna voluntad y capacidad del tío Shmuel para venir a rescatarlos con dinero, armas o incluso soldados.

La voluntad todavía está aquí. ¡Pero la capacidad está desapareciendo rápidamente!

Además, hay otros dos países que están entrando en un período de inestabilidad severa que también afectará la seguridad de Israel: Turquía y Arabia Saudita.

En el caso de Turquía, la relación entre EE. UU. y Turquía es casi tan baja como siempre, y existe una posibilidad muy real de que, con las sanciones y amenazas de EEUU, los turcos decidan renunciar al F-35 y recurrir a un avión ruso, probablemente una versión de exportación del Su-35. Si bien eso sería (políticamente) malas noticias para el MIC de EEUU, sería una noticia absolutamente terrible para los israelíes cuya relación con Turquía es generalmente bastante mala. Hasta ahora, Turquía sigue siendo un miembro obediente de la OTAN, con todo lo que eso conlleva, pero cuanto más débil se vuelve el Imperio anglosionista, mayores son las posibilidades de algún tipo de enfrentamiento político entre los EEUU y la OTAN por un lado, y Turquía por el otro.

En cuanto a los sauditas, ya han estado cortejando activamente a Moscú porque se han dado cuenta de que Rusia básicamente ha reemplazado a Estados Unidos como la potencia regional número uno. El fracaso total de los EEUU para proporcionar una asistencia significativa a los sauditas en Yemen y la incapacidad de las defensas aéreas de los EEUU para proteger los campos petroleros saudíes de los ataques con misiles Houthi ha convencido a los saudíes de que a partir de ahora, deben hablar con los rusos directamente y a menudo.

Es cierto que Estados Unidos todavía tiene la apariencia de un poder real en el Medio Oriente. Solo eche un vistazo a esta página del último Balance militar de IISS. Todavía hay muchos equipos y personal de CENTCOM en la región. Pero intente mirar más allá de estos gráficos elegantes y pregúntese: ¿qué están haciendo estas fuerzas? ¿Qué están logrando realmente?

Yo diría que la mayor parte de lo que hacen es tratar de impresionar a los lugareños, ganar dinero (mediante todo tipo de contratos militares) y, por último, pero no menos importante, intentan protegerse a si mismos. Y sí, la “huella” de los Estados Unidos en el Medio Oriente sigue siendo grande, pero eso también es lo que hace que las fuerzas estadounidenses sean tan vulnerables a los ataques. Los iraníes, por ejemplo, han dejado en claro que ven todas estas instalaciones y fuerzas como “objetivos” que, luego de los ataques de misiles iraníes de alta precisión luego del asesinato del general Suleimani, significa que Irán ahora tiene los medios para infligir un daño mayor en cualquier fuerza regional lo suficientemente loca como para meterse con Irán.

Por supuesto, cada vez que alguien escribe que Estados Unidos o Israel no son invencibles, siempre hay al menos una persona que dice algo como “sí, tal vez, pero tienen armas nucleares y las usarán si están amenazadas”. A esto mi respuesta es diferente para el caso de Estados Unidos y para el caso de Israel.

En el caso de los EEUU, si bien cualquier primer uso de armas nucleares resultará en un suicidio político para el Imperio, ningún adversario de los EEUU en el Medio Oriente tiene la capacidad de tomar represalias en especies contra los EEUU.

En el caso de Israel, sin embargo, las cosas son mucho más serias.

Primero, debemos recordar que por razones geográficas obvias, los israelíes no pueden usar armas nucleares para atacar a fuerzas, al menos, no a las fuerzas cercanas a la frontera israelí. Aún así, si se los amenaza seriamente, los israelíes podrían afirmar que está a punto de ocurrir otro “Holocausto” y que la “defensa de la sangre judía” no les deja otra opción que usar armas nucleares en, por ejemplo, objetivos iraníes o sirios. Sostengo que cuanto peor sea el daño infligido por tales ataques nucleares israelíes, más fuerte será la resolución de los árabes y/o iraníes. Ese es el problema de la disuasión: una vez que ha fallado, ha fallado totalmente y generalmente no hay un “plan B”.

¿Significa esto que un ataque importante contra Israel es inevitable?

No, en absoluto. Por un lado, tanto EEUU como Israel aún pueden infligir un daño inmenso contra cualquier país o coalición de países, que lo amenazaran (y no necesitan recurrir a armas nucleares para lograr esto). El hecho de que ni EEUU ni Israel puedan lograr algo parecido a una “victoria” de ninguna manera implica que atacar a EEUU o a Israel es fácil o seguro. Ambos países tienen mucho poder militar convencional para extraer un precio enorme de cualquier atacante.

En segundo lugar, es precisamente porque a los Estados Unidos e Israel les queda mucho poder militar que sus adversarios favorecerán un debilitamiento gradual y lento de los anglosionistas en una confrontación abierta. Por ejemplo, si bien es cierto que EEUU no tenía el estómago para atacar a Irán luego del ataque de represalia iraní con misiles, también es cierto que los iraníes “sintonizaron” cuidadosamente su respuesta para no obligar a EEUU a contraatacar. La verdad es que en este momento ninguno de los dos países quiere una guerra abierta.

Lo mismo puede decirse de Siria y Hezbolá, que han tenido mucho cuidado de no hacer nada que obligue a los israelíes (o los EEUU) a escalar los actuales ataques simbólicos y convertirlos en ataques reales, significativos, aéreos y de misiles.

En este momento, EEUU todavía puede imprimir suficientes dólares para mantener a Israel a flote, pero ya sabemos que si bien arrojar dinero barato a un problema a menudo es muy tentador, esto no constituye una estrategia sostenible, especialmente cuando las capacidades militares reales de EEUU y de los israelíes se están degradando rápidamente. En este momento, nadie sabe cuánto tiempo durará el último régimen abiertamente racista en el planeta, pero es extremadamente improbable que la entidad sionista pueda sobrevivir sin que el Imperio la sostenga. En otras palabras, más temprano que tarde, el “Estado judío de Israel” no tendrá mejores posibilidades de supervivencia que, por ejemplo, el “Estado independiente de Kosovo” o, para el caso, la “Ucrania independiente”: son todas las feas metástasis del Imperio que por sí solas simplemente no son viables.

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente

HONOR Y RESPETO

PARA LOS QUE NOS DEJARON POR EL COVID-19

El Tiempo por Meteoblue