alt

Diego Arenas

El mundo está en pleno cambio, muchos analistas no pueden responder plenamente por qué se está abandonando el multilateralismo y las políticas de globalización. Básicamente, es porque sus análisis se basan en que el sistema implementado después de la Segunda Guerra Mundial es el más adecuado y servil para las sociedades. No obstante, el sistema Bretton Woods se encuentra en decadencia puesto que los sistemas políticos evolucionan a raíz de los cambios de los sistemas económicos que se dan en los años. Asimismo, los analistas piensan que el mundo se basa en que un país es democracia o no, pero eso resulta limitado y reduccionista para entender cómo se desarrolla la política profunda.

Ahora, otro tema es por qué parece que el sistema financiero anda bien para los medios de comunicación de masa, cuando la realidad es distinta respecto a la información que se puede ver en medios alternativos. La respuesta es simple, no hablan sobre la decadencia del sistema financiero-globalista-anglosajón dado que ellos forman parte del sistema globalista del siglo veinte y a partir de ello es que dominan la narrativa política y económica a nivel global. Así pues, se debe tener una mirada distinta de lo que realmente ocurre. Para ello se analizará los discursos de Christine Lagarde presidenta del FMI.

La primera se realizó en Davos 2013, cuando advirtió a una audiencia de banqueros y economistas sobre los peligros de un proteccionismo renovado: “(…) Se puede estar absolutamente seguro de que las naciones volverán a su tendencia natural de esconderse detrás de sus fronteras, de moverse hacia el proteccionismo y de escuchar el interés personal[[1]]. Esto demuestra que ya desde esa fecha Lagarde advertía que había un camino alternativo respecto a que se podía buscar un semi-nacionalismo como opción de sistema. Y que distintas naciones alrededor del mundo buscarían ese cambio porque había llegado la hora para que se reestructure la economía mundial.

Así también, Lagarde compartiendo una conferencia con el gobernador del Banco de Inglaterra, Mark Carney, y el presidente del Banco Central Europeo, Mario Draghi,  explicó lo que implicaría un restablecimiento en lo que respecta a la política monetaria mundial. ”—Consideramos necesario avanzar en un reajuste en el área de la política monetaria. Creemos que la flexibilización cuantitativa y las políticas monetarias vigentes que se han adoptado deben continuar hasta el punto en que el crecimiento esté bien anclado en las economías. Y una vez que dichas políticas estén bien anclados tienen que reformularse y deben regresar a sus antiguos territorios o ser más tradicionales, o ser quizá, de un tipo diferente—”[[2]]. A lo que se refería Lagarde era que las políticas que se basan en solo inyectar dinero al mercado mundial no han solucionado la crisis del 2008, puesto que se ha demostrado que el sistema financiero solo se estaba estabilizando momentáneamente y no reformándose. Ello ocasionaría que no se esté dando una solución y que se esté alargando la vida del sistema un poco más. Inyectar, Inyectar, Inyectar capital solo demuestra que se busca salvar a los grupos financieros que están en quiebra y que solo se quiere ayudar a las elites a sobrevivir dentro de su negocio parasitario de la deuda perpetua sobre las naciones del mundo.

Asimismo, durante el Foro Económico Mundial en Davos del 2014,  Lagarde amplió su definición de reinicio” —diferentes analistas económicos entienden que reinicio es cambiar el sistema financiero vigente a otro y que implica que exista grandes reformas financieras. El mensaje de Lagarde fue claro: sin la cooperación de las naciones el reinicio probablemente estaría lleno de inestabilidad y turbulencia en el mercado. Los gobiernos tendrían que implementar “medidas favorables al crecimiento” y así asegurar un crecimiento rico en empleos. Detrás de los gobiernos nacionales se encuentran los bancos centrales, quienes según Lagarde, comenzarían un proceso gradual de revertir seis años de métodos de política monetaria no convencionales. Esto sería más tarde conocido como “normalización”. Cabe resaltar que en el momento de la entrevista con Lagarde la Reserva Federal acababa de reducir su esquema de compra de activos —flexibilización cuantitativa— que se introdujo tras el colapso de Lehman Brothers. Así dando por finiquitado la inyección del dinero. No obstante, solo fue una jugada para que en diciembre del 2015 comenzaran a elevar las tasas de interés que significó el primer aumento en más de una década[[3]].

Esto, a su vez, puede traer grandes cambios monetarios como por ejemplo la desaparición del dólar como divisa internacional. Y aquello puede ser entendido en base a dos hechos que se están dando en la política monetaria mundial:

  1. Las economías emergentes buscan alternativas al dólar. Sin lograr tener acceso fácil y continuo al dinero de la Reserva Federal. Naciones como China e India están comenzando a buscar alternativas al dólar como reserva mundial. Contrariamente a la creencia popular de que estos países "nunca" podrían alejarse monetariamente de Estados Unidos. Ahora ya se está viendo que dichos países están alejándose del sistema monetario vigente y que buscan alternativas en el sistema de pagos internacionales. Es entonces que la propia Reserva Federal es la que ha creado la necesidad de que los mercados emergentes busquen otras fuentes de liquidez que no sea el dólar.
  2. La guerra comercial de Donald Trump es otro evento de cobertura respecto a la pérdida del control monetario. Vale la pena señalar que la razón principal de los aranceles era equilibrar el déficit comercial. Sin embargo, ha pasado lo contrario el déficit comercial con China se está expandiendo continuamente cada mes. Esto sugiere que se requerirían aranceles mucho más altos en China para reducir el desequilibrio. Por otra parte, se sabe que China es uno de los mayores compradores de deuda estadounidense en el mundo y ha seguido utilizando el dólar como la moneda de reserva mundial. Si la guerra comercial continúa a lo largo de este año es solo cuestión de tiempo antes de que China busque alternativas para reemplazar al dólar a medida de que la Reserva Federal aprieta su liquidez. Si China, el mayor exportador e importador del mundo deja de aceptar el dólar como reserva mundial otras naciones seguirán su ejemplo dado que ya es la primera economía del mundo en términos de paridad del poder adquisitivo[[4]]. Esto daría definitivamente la estocada final al dólar y al sistema globalista salvaje.

Ya se ha visto que a nivel financiero existe una intención clara de cambiar el sistema, pero eso debe ir paralelamente con lo político porque es fundamental entender cómo se están dando los eventos que podrían marcar un antes y un después en la política mundial como lo entiende el presidente del Council on Foreign Relations, Richard N. Haass: “El liberalismo está en retroceso. Las democracias están sintiendo los efectos del populismo creciente. Los partidos de los extremos políticos han ganado terreno en Europa. La votación en el Reino Unido a favor de abandonar la UE demuestra la pérdida de la influencia de la élite…[[5]]. Así pues, si lo dice el director del Think Tank más influyente del mundo es que existe un movimiento de las elites que buscan cambiar el sistema globalista. Por tanto, se debe esperar que exista una lucha infernal entre dos modelos: el banquero/financiero/globalista versus el industrialista/nacionalista. Ambos grupos saben que solo debe sobrevivir uno y como están las cosas los nacionalismos están en auge. Y eso es evidente porque Donald Trump desarrolla políticas económicas proteccionistas.

Referencias bibliográficas

[[1]]        Davos 2013 - Resilient Dynamism - Special Address by Christine Lagarde:

https://www.youtube.com/watch?v=YsuW-2iPSxg&feature=youtu.be&t=13m

[[2]]        Davos 2014 - Global Economic Outlook 2014: https://www.youtube.com/watch?v=VgvLPCPoTKQ&feature=youtu.be&t=8m20s

[[3]] Christine LaGarde: Reset - Interview with Christine LaGarde IMF: https://www.youtube.com/watch?v=sJWBMYsWYEc

[[4]] Smith, B. (Friday-18/January/2019). Will Globalists Sacrifice The Dollar To Get Their 'New World Order'? Alt-Market. Obtenido de http://www.alt-market.com/articles/3633-will-globalists-sacrifice-the-dollar-to-get-their-new-world-order

[[5]] Haass, R. (21/March/2018). Liberal World Order, R.I.P. Council on Foreign relations . Obtenido de https://www.cfr.org/article/liberal-world-order-rip?utm_medium=email&utm_source=public&utm_content=032318&sp_mid=56257602&sp_rid=ZXZyYXppYUBnbWFpbC5jb20S1

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente