Portada - Últimas noticias

Estados Unidos comenzó ayer su participación en la Operación Serval de Francia en Mali con tres aviones de transporte C-17 Globemaster, que realizaron “cinco misiones” para trasladar hasta Mali tropas y material logístico francés. El portavoz del Pentágono, George Little, informó de que Estados Unidos ha prestado apoyo en labores de inteligencia desde que comenzó la operación, el 11 de enero, aunque descartó, al igual que los países de la Unión Europa, que tropas estadounidenses combatan contra los grupos terroristas en el norte de Mali. “No tenemos tropas en el terreno en apoyo a la misión francesa y no tenemos planes de hacerlo”, dijo.

El Ministerio de Defensa francés destacó anoche el momento estratégico de la misión en que han sido necesarios una quincena de viajes para trasladar sus tropas hasta Bamako; treinta vuelos para el transporte de material logístico y sesenta viajes para el traslado de vehículos pesados y tácticos. La llegada de los tres aviones C-17 Globemaster estadounidenses, hace que sean siete los que están participando en la misión, en la que ya estaban desplegados dos de Emiratos árabes, uno de Canadá y uno del Reino Unido.
Francia tiene ya 2.300 soldados en Mali

Los aviones franceses realizaron ayer ataques contra diez objetivos, mientras que, las operaciones en tierra se centraron en asegurar las ciudades de Diabaly y Douentza, recuperadas el lunes y que tienen gran importancia estratégica. La primera, por su cercanía a la frontera de Mauritania y, la segunda, porque está situada en la carretera que une Mopti y Gao, una de las ciudades controladas aún por los grupos terroristas.

El contingente del país galo aumentó con la llegada de una compañía del tercer regimiento de Infantería de Vannes, que se encargará de prestar seguridad a la retaguardia de la Operación. Así, Francia tiene sobre el terreno unos 2.300 soldados y aumentará en los próximos días esta cifra, ya que el lunes zarpó desde el puerto de Toulon el buque de proyección y mando (BPC) Dixmude con más efectivos del Ejército de Tierra.

A la espera de que se concrete la misión de entrenamiento de la Unión Europea, EUTM Mali, las tropas africanas siguen concentrándose en Bamako. Según el punto de situación, ya son 1.000 soldados de Nigeria, Níger, Togo y Benín los que están en la capital de Mali, incluidos algunos militares que formarán el Estado Mayor de la misión de la CEDEAO. Además, unos 500 militares de Chad se encontraban ayer en Niamey, en el norte de Níger, desde donde podrían cruzar la frontera con Mali para dirigirse a Gao, a unos 400 kilómetros de su posición.

Fuente: Atenea

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente