Portada - Últimas noticias

PARÍS (Sputnik) — Los especialistas de la Misión de Búsqueda de Hechos (FFM, por sus siglas inglesas) de la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas (OPAQ) en Siria violan el procedimiento de la conservación de las pruebas materiales, denunció el embajador ruso ante la organización, Alexandr Shulguín.

"En su trabajo los empleados de la FFM violan de manera flagrante el procedimiento de la conservación de las pruebas materiales, denominado cadena de custodia, mientras los datos presentados por el Gobierno sirio y los militares rusos casi no se examinan", dijo.

Shulguín apuntó que la FFM "no viaja a los lugares de los incidentes, se conforma con una investigación a distancia y basa todas sus conclusiones en general en materiales de las redes sociales, así como en datos proporcionados por ONG parciales y la oposición siria".

Sobre todo, destacó, la FFM valora la información presentada por "pseudoactivistas humanitarios de los Cascos Blancos".

El embajador ruso ante la OPAQ llamó a la organización a "poner en orden" el personal de la FFM, compuesto en su mayoría por "representantes del grupo de países llamado Amigos de Siria".

"Lo que hace dudar de la imparcialidad de la FFM es que hace poco la misión fue dirigida por dos británicos", señaló.

Shulguín aseguró que aunque Rusia critica la labor de la FFM, "jamás generó obstáculos para el trabajo de los especialistas".

"La policía militar rusa asistió a la OPAQ, en particular garantizó su seguridad durante la investigación en Duma, lo que fue destacado en varias ocasiones por la Secretaría Técnica", recordó.

El embajador ruso aseveró que está dispuesto a lograr que "la FFM actúe de acuerdo con la Convención sobre la Prohibición de las Armas Químicas y que su personal sea geográficamente equilibrado".

En abril pasado, varios grupos de la oposición y ONG relacionadas responsabilizaron al Gobierno de Siria de un supuesto ataque químico contra la ciudad de Duma, en Guta Oriental.

A solicitud de Damasco y Moscú —que desmintieron el presunto ataque al calificarlo de montaje— la OPAQ decidió enviar un grupo de expertos para investigar en el lugar.

A pesar de que el informe final aún no vio la luz, EEUU, Francia y el Reino Unido lanzaron el 14 de abril un ataque contra tres instalaciones —dos al oeste de Homs y una en la zona de Damasco— que, según el Estado Mayor Conjunto de EEUU, estaban relacionadas con un supuesto programa clandestino sirio de armas químicas.

Un año antes, en abril de 2017, EEUU había bombardeado con misiles la base de las fuerzas gubernamentales sirias en Shairat, provincia de Homs, después de que la oposición siria informara de 80 muertos y 200 heridos tras un presunto ataque con armas químicas en la ciudad de Jan Sheijun, en la provincia de Idlib.

Entonces la misión de la OPAQ ni siquiera visitó el lugar del supuesto ataque y llevó a cabo la investigación a distancia, en "un país vecino".

Jerusalem Post anuncia la 'muerte' del embajador ruso en Londres en una nota con titular falso

 

El diario israelí ha reproducido con un error estrepitoso el titular de un comunicado de Reuters sobre la postura de Moscú por el caso Skripal.

El diario israelí Jerusalem Post ha publicado este viernes una nota sobre el embajador de Rusia en el Reino Unido, Alexánder Yakovenko, negando que Moscú desempeñara papel alguno en el caso Skripal. Sin embargo, el titular de la nota daba una versión un tanto sui géneris de los hechos, pues no solo decía totalmente lo contrario de lo que había declarado el embajador ruso en Londres, sino que además 'mataba' al diplomático. El titular era el siguiente: "Muere el enviado ruso en el Reino Unido; el Kremlin hackeó computadoras y asesinó a un exespía".

Aparentemente, el medio de comunicación reescribió erróneamente el titular de un comunicado de Reuters sobre la conferencia de prensa que Alexánder Yakovenko ofreció en la capital británica este viernes, pues el encabezado de Reuters señala que "El enviado ruso del Reino Unido niega que el Kremlin intentara piratear computadoras y asesinara a un exespía".

Durante la conferencia de prensa, Yakovenko subrayó que "las relaciones entre Rusia y el Reino Unido se encuentran en un nivel muy bajo", agregando que las autoridades británicas se niegan a cooperar con Moscú en la investigación del incidente de Salisbury y en la del asesinato del empresario ruso Nikolái Glushkov, exiliado en el Reino Unido y hallado muerto en su casa en marzo.

El diario israelí publicó la noticia también en su cuenta de Twitter, aunque ya ha sido eliminada de la red social. En cambio, en el sitio web el titular se ha mantenido sin cambios varias horas, y en el momento de la publicación de este artículo todavía no había sido modificado.

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente

RECOMENDAMOS