Portada - Últimas noticias

El Ejército sirio se ha enfrentado a varios ataques del Frente al Nusra en el noroeste de la provincia de Hama, matando a hasta 350 terroristas y destruyendo seis tanques y vehículos de infantería blindados, dijo el viernes el mayor general Viktor Kupchishin, jefe del Centro Ruso para la Reconciliación en Siria.

“A lo largo del día, las fuerzas gubernamentales rechazaron los ataques de grupos armados ilegales cerca de los asentamientos de Kafr Nabudeh y Huaiz en la gobernación de Hama. Desde el 21 de mayo, mientras rechazaba los ataques de los militantes, el Ejército sirio ha dado muerte hasta 350 terroristas y destruido cinco tanques, un vehículo de infantería blindada, 27 camionetas con ametralladoras pesadas, dos vehículos y tres sistemas de lanzacohetes múltiples”, dijo.

Según Kupchishin, los grupos armados ilegales están tratando de compensar las pérdidas y están llevando tropas, armas y equipos militares a la localidad de Kafr Nabudeh, cuyo control recuperaron hace unos días tras una fuerte ofensiva.

“En los últimos dos días, más de 800 militantes, al menos siete tanques, tres carros de infantería blindados y 15 camionetas con ametralladoras pesadas han sido llevados a la parte suroeste de la zona de desescalada de Idleb. “De acuerdo con los datos de reconocimiento, los terroristas planean usar de dos a cuatro automóviles llenos de explosivos y conducidos por terroristas suicidas para lanzar una ofensiva contra el ejército sirio”, dijo.

No descartó que los grupos armados ilegales puedan llevar a cabo ataques químicos falsos con el uso de agentes tóxicos para luego culpar de los mismos al Ejército sirio.

Doce asentamientos en las provincias de Latakia y Hama dentro de la zona de desescalada de Idleb fueron bombardeados por los militantes durante el día.

Siria reparte folletos para evacuar Idlib antes de atacar

El Ejército sirio llama a la población de la provincia de Idlib a evacuarla, en vísperas de la campaña militar final para expulsar a los terroristas.

Helicópteros militares de Damasco han distribuido folletos desde el aire en los que se insta a los habitantes de la provincia noroccidental siria a salir de ella para salvar sus vidas, informó ayer jueves el diario local Al-Watan.

La inminente operación se anuncia en medio de una escalada de choques en la provincia después de que el Ejército del país árabe lanzara a principios de este mes una ofensiva para contrarrestar las numerosas violaciones por los terroristas de la “zona desmilitarizada” pactada en Idlib.

En virtud del acuerdo, firmado el año pasado por Rusia y Turquía, los grupos takfiríes tuvieron que retirarse de las zonas fronterizas controladas por el Ejército sirio.

Ayer jueves, las Fuerzas Armadas sirias destruyeron en sus operaciones antiterroristas vehículos blindados del grupo terrorista Frente Al-Nusra (autoproclamado Frente Fath Al-Sham) en el pueblo de Kafar Nabouda, en Idlib.

Un reportero de la agencia siria oficial de noticias SANA informó de que los ataques se habían cobrado además la vida de gran número de terroristas.

El Ejército sirio realizó hace unas semanas un importante avance y alcanzó las fronteras de Idlib, después de progresar por el noroeste de Hama y recuperar el control de varias ciudades y aldeas.

Desde el sur de Idlib, los terroristas lanzan continuos ataques a las posiciones del Ejército en zonas del norte de Hama, así como en Alepo y Latakia, razón por la que Damasco ha iniciado su operación.

Desde el año 2011, Siria ha estado involucrada en una lucha contra grupos terroristas apoyados por países extranjeros. Transcurridos casi ocho años del conflicto y habiendo logrado importantes victorias frente a los terroristas, Damasco se ha centrado ahora en recuperar las infraestructuras destruidas en la guerra y en crear las condiciones adecuadas para el regreso de todos los refugiados.

Análisis completo e informe de campo de mayo de la guerra siria

El mes de mayo del presente año ha sido el más violento en Siria, con gran parte de las hostilidades que tienen lugar en la parte noroeste del país.

Noroeste de Hama

El Ejército Árabe Sirio comenzó una ofensiva importante en el campo noroeste de la Gobernación de Hama a principios de mayo, apuntando a las últimas áreas bajo el control de los yihadistas y los rebeldes respaldados por Turquía en esta región.

Al comienzo de la ofensiva, el Ejército Árabe Sirio obtuvo varios avances en el noroeste de Hama, tomando varios poblados y aldeas, incluidos los baluartes extremistas de Qal’at Al-Madiq y Kafr Naboudeh.

Sin embargo, tras la captura de estas áreas, el Ejército Árabe Sirio se encontró a la defensiva, ya que un gran número de refuerzos de los terroristas de Hay’at Tahrir Al-Sham y las fuerzas del Escudo del Éufrates respaldadas por Turquía se dirigieron hacia el noroeste de Hama para recuperar su territorio perdido.

Estos refuerzos ayudarían a los extremistas a retomar el poblado clave de Kafr Naboudeh y obligar al Ejército Árabe Sirio a retroceder hacia el oeste hacia la gran colina de Tal Hawash.

A partir de ahora, el Ejército sirio y los extremistas están enfrascados en una feroz lucha por Kafr Naboudeh; sin embargo, incluso si logran recuperar el poblado, no podrán asegurarla hasta que capturen la cima estratégica de Tal Sakher.

Noreste de Lataquia

El campo noreste de la Gobernación de Lataquia también ha visto un aumento considerable de la violencia, ya que las tropas del Ejército sirio intentan capturar el poblado de Kabani en la cima de la montaña en la región de Jabal Al-Akrad.

Desde principios de mayo, el ejército sirio ha asaltado el eje sur de Kabani; sin embargo, todos sus ataques han sido rechazados hasta ahora por los terroristas del Partido Islámico de Turkestán y Hay’at Tahrir Al-Sham.

La batalla ha sido costosa para los militares sirios, a pesar de que superan en número a los yihadistas y poseen la superioridad aérea.

Lo que hace tan difícil esta batalla es el terreno. Kabbani se encuentra en uno de los picos más altos del noreste de Lataquia. Para capturar el poblado, tendrán que encontrar una manera de avanzar cuesta arriba y romper las líneas yihadistas.

Alepo

Se espera que la batalla por el oeste y las afueras del norte de la ciudad de Alepo comience en las próximas semanas, mientras el Ejército Árabe Sirio y sus aliados intentan recuperar la capital provincial entera de los terroristas y extremistas respaldados por Turquía.

Mientras que la batalla aún no ha comenzado, el Ejército sirio y los rebeldes yihadistas han intercambiado ataques a diario. Estos ataques han provocado la muerte de varias personas, incluidos muchos civiles que viven en las zonas del gobierno.

En el frente de Tal Rifa’at, el ejército turco continúa apuntando a las Unidades de Protección del Pueblo (YPG) en el norte de Alepo.

El ejército turco ha lanzado proyectiles de artillería y cohetes hacia las posiciones del YPG todas las semanas, lo que provocó una fuerte respuesta de este último.

Mientras tanto, en la región de Afrin, el presunto grupo de células durmientes del YPG, las Fuerzas de Liberación de Afrin, han continuado causando estragos en el ejército turco y sus rebeldes.

Las Fuerzas de Liberación de Afrin han llevado a cabo ataques de sabotaje cada pocos días, lo que a menudo resulta en la muerte de varios rebeldes y soldados turcos.

Un número de células durmientes del «Ejército Sirio Libre» han comenzado recientemente a atacar a las fuerzas del Ejército Árabe Sirio dentro de la Gobernación de Daraa. Estos ataques han provocado la muerte de muchos soldados del Ejército Árabe Sirio, lo que ha llevado a los militares a aumentar su presencia en Daraa.

Más recientemente, un grupo de rebeldes reconciliados llevó a cabo un ataque contra la base de inteligencia militar siria en Jillin, lo que provocó que los extremistas tomaran como rehenes a muchos oficiales.

El motivo de este ataque se debió a la reciente detención del ex comandante del «Ejército Sirio Libre», Haytham Al-Hariri. Los atacantes exigieron la liberación de Al-Hariri a cambio de los oficiales.

Siria central, septentrional y oriental

Tanto el Ejército árabe sirio como las «fuerzas democráticas» de Siria lideradas por los kurdos se enfrentan actualmente con los remanentes del grupo terrorista del Estado Islámico en el norte, centro y este de Siria.

Para el Ejército sirio, la presencia del Estado Islámico cerca de Palmira y Al-Sukhnah ha demostrado ser un problema increíble, ya que continúan realizando redadas y emboscadas a lo largo de la Carretera Internacional.

Solo en mayo, el ejército sirio ha perdido a casi 90 soldados como resultado de los ataques del Estado islámico.

Si bien las bajas de las «FD»S no se conocen completamente, también han enfrentado ataques similares en las regiones de Al-Shaddadi, Al-Raqqa y Deir ez Zor.

Las «FD»S han lidiado con muchos atentados con coches, aparatos explosivos improvisados y ataques en fuga del grupo terrorista.

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente