Portada - Últimas noticias

Solamente un 15% de los bombarderos estratégicos B-1B Lancer de Estados Unidos está listo para el combate. Es decir, nueve aeronaves de un total de 62.

El Comité de las Fuerzas Armadas del Congreso de EEUU expresó su preocupación por el estado de la flota de B-1 y lamentó que el tema no sea una prioridad, informó Military Watch.

Un problema prominente de los Lancer es el mal funcionamiento de los asientos de eyección, por lo que los aviones fueron prohibidos temporalmente dos veces en el último año.

Los bombarderos estratégicos B-1B Lancer fueron adoptados en 1986 y son capaces de transportar la mayor carga útil de todos los aviones militares de EEUU.

Para la Fuerza Aérea estadounidense este es el avión principal de su flota de bombarderos de largo alcance. Dichas aeronaves participaron en el ataque contra las instalaciones en Siria, que EEUU, junto con el Reino Unido y Francia, realizó en abril de 2018.

¿Por qué EEUU quiere que los aviones y soldados de Alemania se queden en Siria?

Los aviones y soldados de Alemania, que hoy en día se encuentran en Jordania, empezaron a prepararse para abandonar Oriente Medio. Sin embargo, Washington ha tratado de persuadir a Berlín para que estos aviones se queden en la región. ¿Para qué los necesita?

EEUU empuja al Gobierno alemán a extender la misión de sus Fuerzas Aéreas en Siria e Irak con la esperanza de que sus aeronaves puedan ayudar a proteger a los soldados estadounidenses desplegados en la región. Los aviones alemanes Tornado con sus capacidades de efectuar operaciones de reconocimiento son necesarios en el norte de Siria, informa el periódico Spiegel.

El medio alemán cita una carta confidencial que fue enviada por el jefe del Mando Central de EEUU, Kenneth McKenzie, al Cuerpo de Inspectores de las Fuerzas Armadas de Alemania. Según el general estadounidense, las operaciones desempeñadas por aviones alemanes y relacionados con la vigilancia y el repostaje aéreo desempeñaron un papel clave en el debilitamiento del Daesh.

"Por lo tanto solicito respetuosamente su apoyo en la provisión de vuelos de vigilancia, repostaje aéreo y entrenamiento de tropas en Irak", reza la carta, citada por Spiegel.

Según el periódico, esta carta pone al Gobierno alemán bajo presión para extender el mandato de la operación llamada Camp Sonic que expira en octubre de 2019. Las negociaciones secretas entre Alemania y EEUU han durado meses. Berlin ha señalado que está listo para participar en el mantenimiento de seguridad en la zona situada en el norte de Siria.

El desastre de Boeing continúa: más de 300 aviones están en riesgo

La Administración Federal de Aviación de EEUU (FAA, por sus siglas en inglés) reveló un nuevo problema relacionado con el 737 MAX de Boeing: más de 300 unidades de este modelo y de la generación anterior pueden contener piezas defectuosas. La empresa ha exhortado a todos los que tienen estas unidades que reemplacen de manera inmediata estas piezas.

La FAA informó que hasta 148 pistas de listones fabricadas por un proveedor de Boeing tienen estas fallas, lo que implica 179 aeronaves MAX y 133 NG en todo el mundo.

Los listones son paneles móviles que se extienden a lo largo de la parte delantera del ala durante los despegues y aterrizajes para brindar sustento adicional. Las pistas guían los listones y están incorporadas en el ala.

El 737 MAX, el avión más vendido de Boeing, fue puesto en tierra a nivel mundial en marzo luego del fatal accidente de Ethiopian Airlines y de un desastre similar de Lion Air en Indonesia en octubre. Entre los dos accidentes, 346 personas perdieron la vida.

Según informes preliminares, en los dos casos los aviones se estrellaron por un mal funcionamiento del sistema MCAS del autopiloto que bajaba el morro del avión independientemente de lo que hicieran los pilotos.

Por su parte, el experto en aviación civil Vladímir Karnózov destacó a Sputnik que los dos accidentes podrían deberse no al propio sistema MCAS, sino a problemas con distintos sensores y otros dispositivos de los cuales depende el funcionamiento de este subsistema del autopiloto.

Actualmente, Boeing trabaja para obtener la aprobación de la FAA para poner sus aviones en el cielo nuevamente.

Boeing, el mayor fabricante de aviones del mundo, señaló en un comunicado que identificó 20 de los aviones 737 MAX con mayor probabilidad de tener las partes defectuosas y que las aerolíneas revisarán 159 MAX adicionales para analizar estas partes.

Boeing dijo que ha identificado 21 de las 737 NG más propensas a tener las partes sospechosas y aconsejo a las aerolíneas que comprueben 112 de las NG adicionales. El NG es el 737 de tercera generación que la compañía comenzó a construir en 1997.

Las partes afectadas "pueden ser susceptibles a fallas prematuras o grietas resultantes del proceso de fabricación inadecuado", señaló la FAA.

La FAA dijo que una falla completa de una pista de listones de vanguardia no resultaría en la pérdida de la aeronave, pero una parte fallida podría causar daños en la aeronave en vuelo.

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente