Portada - Últimas noticias

El presidente de EE.UU., Donald Trump, ha afirmado este jueves que Estados Unidos puede liberar a "miles de combatientes" del Estado Islámico (EI) si las autoridades de la Unión Europea no los acogen.

"Tenemos miles de combatientes del Estado Islámico que queremos que reciba Europa, y vamos a ver si los reciben, y si no los reciben, probablemente tendremos que liberarlos en Europa", ha declarado el mandatario.

No es la primera vez que Donald Trump insta a los países europeos a hacerse cargo de los combatientes del EI.

El pasado 17 de febrero, el inquilino de la Casa Blanca solicitó a través de su cuenta en Twitter "al Reino Unido, Francia, Alemania y otros aliados europeos que reciban a más de 800 combatientes del EI" capturados en Siria o, de lo contrario, EE.UU. "se verá obligado a liberarlos".

"EE.UU. no quiere ver cómo estos combatientes se despliegan por Europa, adonde se espera que vayan", precisó entonces Trump.

EE.UU. confirma que entrena a un grupo armado insurgente en Siria

La coalición antiterrorista internacional liderada por Estados Unidos ha confirmado que está entrenando al grupo insurgente Magavir al Saura en el sur de Siria.

"El socio de la coalición en la zona de At Tanf es Magavir al Saura. Magavir al Saura ha demostrado su eficacia en la contención del Estado Islámico y el mantenimiento de la seguridad en la zona de prevención de conflictos At Tanf", afirmaron a RIA Novosti desde la Fuerza de Tarea Conjunta Combinada-Operación Resolución Inherente.

La confirmación sigue el informe proporcionado este lunes por el jefe de la Dirección General de Operaciones del Estado Mayor de Rusia, el coronel general Serguéi Rudskói, de que los militares estadounidenses entrenan a militantes extremistas en territorio sirio.

"En un radio de 55 kilómetros alrededor de At Tanf, los instructores estadounidenses están entrenando a una gran unidad armada, Magavir al Saura, y a una serie de pequeños grupos militantes", aseveró Rudskói. "El número total de militantes llega a las 2.700 personas", añadió.

El coronel general especificó que algunos de esos extremistas son incluso transferidos con helicópteros de la Fuerza Aérea de EE.UU. "hasta los territorios controlados por las tropas del Gobierno", con el fin de "desestabilizar la situación y evitar el fortalecimiento de las posiciones" del Ejército del país árabe.

La Fuerza de Tarea Conjunta Combinada ha estado llevando a cabo la Operación Resolución Inherente en Siria desde 2014 contra el Estados Islámico sin consentimiento del Gobierno sirio.

En diciembre pasado Washington anunció la derrota del EI y la retirada de sus fuerzas del país. Sin embargo, los militares estadounidenses siguen desarrollando operaciones locales.