Libros Recomendados

Portada - Últimas noticias

Al menos tres palestinos fueron baleados el viernes con munición real por soldados israelíes, quienes reprimieron las protestas semanales de la Marcha del Retorno en la frontera oriental de la franja de Gaza con Entidad sionista.

Los reportes preliminares del Ministerio palestino de Salud señalan que además de los tres heridos por munición real -entre ellos un menor-, otros cinco manifestantes fueron impactados por balas de goma y decenas sufrieron asfixia producto de los gases lacrimógenos lanzados por las fuerzas de ocupación.

Los soldados estacionados en el lado de ocupación de la frontera abrieron fuego contra los cientos de palestinos que comenzaron a reunirse en la parte de Gaza.

De acuerdo con el Ministerio de Salud, se espera que el número de lesiones aumente a medida que más personas se unan a las actividades de la Marcha del Retorno.Varios cientos de palestinos fueron asesinados y miles resultaron heridos por el “Ejército israelí” desde el inicio de las protestas, el 30 de marzo de 2018.

‘Fuerzas israelíes’ bloquean ciudad palestina de Ramalá

Las fuerzas israelíes cerraron el viernes las carreteras principales que conducen al central distrito de Ramalá, en la ocupada Cisjordania, luego de un ataque que resultó en la muerte de una soldado israelí, confirmaron autoridades locales.

Las tropas se desplegaron ampliamente y bloquearon las carreteras principales que conducen a un grupo de aldeas palestinas al oeste de Ramalá, particularmente la carretera Wadi al-Dilb y el cruce Ein Ayyoub.

El ‘Ejército israelí’ también cerró las carreteras que conducen a las aldeas Kafr Ni’ma y Ras Karkar, donde saquearon varias casas y tiendas.

De acuerdo con las autoridades de Ramalá, los soldados colocaron barricadas en la entrada norte de la ciudad y en el cruce de Ein Siniya, al norte de la urbe, inspeccionando los vehículos palestinos y las identificaciones de los pasajeros.

También asaltaron las ciudades de Beituniya y Ein Arik, al oeste de Ramalá.

El cierre se lleva a cabo como parte de la búsqueda de un palestino sospechoso de matar a un colono israelí y lesionar a otros dos en un ataque en el manantial natural de Ein Bunin, cerca del asentamiento ilegal israelí de Dolev, ubicado a su vez en las cercanías de la aldea palestina de Ras Karkar.

Una soldado israelí muerta y otros dos militares heridos en una operación de resistencia en Cisjordania

Una soldado sionista falleció y dos otros soldados resultaron heridos en el mediodía del viernes, tras una explosión cerca del asentamiento de Dolev, en la Cisjordania ocupada.

Se trató de una bomba o granada, que fue lanzada desde un vehículo que emprendió la huida.

Según medios sionistas, el ejército de ocupación israelí desplegó grandes fuerzas en busca del coche cerca del asentamiento.

Los testigos señalaron que un helicóptero militar había acudido al lugar para evacuar a los heridos.

Por su parte, el ejército de ocupación dijo en un comunicado que el ataque fue una operación armada cerca del asentamiento de Dolev, al noroeste de Ramalá.

Y añadió que sus soldados comenzaron una operación de búsqueda en la zona y cerraron los accesos y las calles principales de la ciudad.

Otra explosión fue escuchada cerca de un cuartel militar israelí en Yalbu. En esta ocasión se trató de una bomba lanzada desde una moto, señalaron fuentes mediáticas, que no dieron más detalles.

¿Qué mata a los solitarios soldados en el ejército israelí?

Un informe revela alta tasa de suicidio entre soldados israelíes, incluidos los extranjeros, conocidos como “soldados solitarios”, por la negligencia de Israel.

Los extranjeros reclutados, conocidos como soldados solitarios cuyos padres no residen en los territorios ocupados palestinos, forman tan solo 2 % del ejército israelí, sin embargo, teniendo en cuenta esta reducida cifra, la tasa de suicidio se mantiene “alta”, según ha publicado este sábado el diario local Haaretz.

En 2018, añade el reporte, nueve soldados israelíes se quitaron la vida, dos de ellos eran soldados solitarios, mientras que en los primeros seis meses de este año en curso, otros dos soldados de este tipo se suicidaron. Se sospecha que una tercera muerte registrada durante ese periodo también pudo haber sido por suicidio.

Una investigación realizada por el medio israelí muestra “fallos” en el programa de los soldados solitarios por parte del régimen de Tel Aviv. “Aún muchos de ellos se unen al ejército, en muchas ocasiones es demasiado tarde para atender a sus problemas (…) Muchos de ellos no saben qué implica la vida militar en el ejército israelí”, señala la publicación.

Haaretz ha precisado que por el momento unos 3500 soldados solitarios sirven en el ejército, de los cuales, unos 1200 provienen de América del Norte, Canadá incluida, casi la misma cifra provienen de países que integraban la antigua Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS), y el resto de otros países del mundo.

Aún muchos de ellos se unen al ejército, en muchas ocasiones es demasiado tarde para atender a sus problemas (…) Muchos de ellos no saben qué implica la vida militar en el ejército israelí”, señala el diario local Haaretz.

Arthur Lenk, un exembajador israelí ante Sudáfrica y también un exsoldado solitario, ha indicado que el ejército israelí “no es la legión extranjera francesa (una rama del servicio militar del Ejército galo). No somos ejército voluntario (…) No hay razones para ser reclutados como mercenarios”.

Shifra Shahar, otra soldado solitaria, a su vez, matizó que la mayoría de ellos se une al ejército israelí para “escapar de sus problemas en casa (…) Ellos son ovejas negras de sus familias”.

“Ellos no pueden encontrar un trabajo, no quieren estudiar (…) La mayoría procede de familias estropeadas, algunos incluso tienen antecedentes criminales (…) El ejército (israelí) en la mayoría de los casos, solo agrava los problemas que ya tienen”, denunció Shahar.

Un estudio publicado en agosto de 2015 reveló que el 25 % de los soldados del ejército israelí padece de trastornos mentales y utiliza los servicios de asistencia psicológica durante el período que cumple su servicio militar. De hecho, el suicidio fue la principal causa de muerte entre las fuerzas de guerra israelíes en 2016, conforme con las estadísticas del ejército de Israel.

Además, otro informe revela que al menos 16 soldados, entre ellos 15 hombres y una mujer, murieron en 2017 por suicidio. Esta situación, agrega el reporte, incluso ha obligado al régimen de Tel Aviv a “restringir la proximidad a las armas”.

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente