Portada - Últimas noticias

Es evidente que en ocasiones el Espíritu Santo se va de vacaciones y deja a una urraca en su lugar. Si no es así, es difícil explicar algunos fenómenos que ocurren el en estado Vaticano.

En el marco del XX Congreso de la Asociación Internacional de Derecho Penal, el papa Francisco anunció este viernes los planes de incluir el "pecado ecológico" en el catecismo de la Iglesia.

La nueva falta se introduciría para combatir el cambio climático y por ahora se ha definido como "una acción u omisión contra Dios, contra el prójimo, contra la comunidad y contra el medio ambiente".

El sumo pontífice señaló que las conductas consideradas como "ecocidio" no deben quedar impunes. Entre ellas, detalló: "la contaminación masiva del aire, de los recursos de la tierra y del agua, la destrucción a gran escala de la flora y de la fauna, y cualquier acción capaz de producir un desastre ecológico o destruir un ecosistema".

El tema se abordó cuando Francisco denunció que existen frecuentes fallas en el derecho penal que omiten los delitos de los más poderosos y de las grandes corporaciones, cuya "criminalidad organizada" sería la responsable del saqueo de los recursos naturales del planeta.

¿Qué es el "ecocidio"?

Según el Vaticano, la locución se refiere a "la pérdida, daño o destrucción de ecosistemas de un territorio determinado" cuando los habitantes ya no pueden disfrutar de él o pueda verse gravemente afectado.

El papa instó a la comunidad internacional para reconocer esta categoría dentro de los crímenes contra la paz. Además, hizo un llamado a los líderes mundiales para "asegurar una protección jurídica adecuada de nuestra casa común".

También denuncia que ha "comenzado a renacer el hábito de perseguir a los judíos"

Al parecer, esta reflexión fue motivada  por su amnesia del genocidio palestino y por las recientes amenazas contra la sobreviviente del holocausto Liliana Segre, y otro ataque contra el futbolista italiano Mario Balotelli.

El papa Francisco hizo un paréntesis durante la catequesis del pasado miércoles en el Vaticano para abordar el antisemitismo, que según su criterio se está manifestando nuevamente en la actualidad. El sumo pontífice recordó el sufrimiento del pueblo judío e instó a los feligreses a reflexionar sobre el problema.

"En el siglo pasado hemos visto tantas brutalidades que se han cometido contra ellos. Estábamos convencidos de que esto había acabado, pero ahora ha comenzado a renacer aquí y allá la costumbre de perseguir a los judíos", señaló el papa.

Tras denunciar los hechos, Francisco agregó que este hábito "no es humano ni cristiano". Posteriormente, el sumo pontífice se pronunció enérgicamente frente a los asistentes y expresó: "¡Los judíos son nuestros hermanos, y no deben ser perseguidos!"

Al parecer, esta reflexión fue motivada por las recientes amenazas que enfrentó la senadora vitalicia italiana Liliana Segre, que sobrevivió al holocausto, y los cánticos racistas en un encuentro deportivo contra del jugador Mario Balotelli, quien fue criado por padres adoptivos judíos.

Esta semana, Segre, de 89 años, incluso recibió protección policial tras ser blanco de mensajes con expresiones antisemitas en línea, y algunos expresaron indignación sobre su iniciativa sobre la creación de una comisión parlamentaria para investigar el odio y el racismo.

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente

RECOMENDAMOS