Libros Recomendados

Portada - Últimas noticias

MOSCÚ (Sputnik) — La eficacia de la respuesta inmune celular adquirida tras la inyección de la vacuna anticoronavirus rusa Sputnik V asciende al 100%, informó Daria Egórova, investigadora principal del laboratorio de ingeniería genética de los microorganismos patógenos del Centro Gamaleya, creador del fármaco.

"La eficacia inmunológica, (...) según los resultados que tenemos ahora, supera el 98% en lo que respecta a la respuesta inmune humoral, mientras que [la eficacia de] la inmunidad celular asciende al 100%", dijo en una conferencia virtual organizada por el grupo mediático Rossiya Segodnya.

Egórova señaló que, de acuerdo con unos recientes resultados intermedios de la tercera fase de pruebas a la que está sometida la vacuna Sputnik V, "su eficacia epidemiológica es de más del 91%". Ese índice, indicó, ha sido cierto para "distintos subgrupos de pacientes, sin importar su género y edad".

Durante las pruebas posteriores al registro no se revelaron efectos secundarios considerables de la vacuna anticovid rusa Sputnik V ni hubo casos letales, añadió Yegórova.

"Hemos confirmado la alta inocuidad de la vacuna, no se dio ni un solo caso considerable de efecto secundario ni de muerte asociada al uso de esta inoculación", aseguró.

El 11 de agosto de 2020, Rusia registró su primera vacuna contra el COVID-19 Sputnik V, desarrollada por el Centro Gamaleya en cooperación con el Fondo Ruso de Inversión Directa.

La vacuna consta de dos componentes:

  • el primero se basa en el adenovirus humano tipo 26;
  • el segundo, en el adenovirus humano recombinante del tipo 5. El medicamento se administra dos veces, en un intervalo de 21 días.

El fármaco ha mostrado una eficacia de más del 90%, según los ensayos clínicos, y fue autorizado ya por Argentina, Argelia, Bielorrusia, Bolivia, Emiratos Árabes Unidos, Hungría, Palestina, Paraguay, Pakistán, Rusia, Serbia, Turkmenistán y Venezuela.

Las autoridades de Chequia consideran comprar la vacuna rusa Sputnik V

PRAGA (Sputnik) — La drástica reducción de los suministros de las vacunas contra el coronavirus occidentales y la alteración del calendario nacional de vacunación, obligaron a las autoridades de Chequia a evaluar la compra de la vacuna rusa Sputnik V, declaró Roman Prymula, consejero de Sanidad del primer ministro checo.

"El proceso de vacunación se ha estancado y urge encontrar una solución... Si no conseguimos las vacunas registradas en Europa, que es poco probable, nos veremos obligados a buscarlas fuera de Europa", dijo Prymula en una entrevista al periódico Právo editado en Praga.

Explicó que si Chequia sigue el ejemplo de Hungría, que utiliza la vacuna rusa Sputnik V exclusivamente para las necesidades propias y sin intenciones de exportarla a otros países, la Unión Europea no aplicará sanciones.

Según comunicó el ministro checo de Salud, Jan Blatny, debido a la modernización de la planta que produce la vacuna de Pfizer/BioNTech, sus suministros a Chequia se reducirán considerablemente en las próximas semanas.

Kazajistán comienza la producción de primer lote de vacuna rusa Sputnik V

NURSULTÁN (Sputnik) — Kazajistán comenzó la producción de un primer lote de la vacuna rusa Sputnik V, de 90.000 dosis, afirmó el primer viceministro de Sanidad de la república, Marat Shoránov.

"A partir del 15 de febrero será registrada la vacuna Sputnik V producida por el Conjunto Farmacéutico Karagandinski [de Kazajistán], ya comenzó la producción del primer lote de 90.000 dosis", afirmó Shoránov en una rueda de prensa.

Precisó que para julio, según los planes, el volumen de producción en esta plataforma alcance 2 millones de dosis.

Shoránov añadió que Kazajistán espera también, a principios de febrero, el suministro del primer lote de 20.000 dosis de la vacuna Sputnik V de producción rusa.

Irán importará y fabricará la vacuna rusa Sputnik-5 contra la Covid-19

Irán aprobó importar y fabricar la vacuna rusa Sputnik V, para el tratamiento antiCovid-19, tras un acuerdo sellado el miércoles entre Teherán y Moscú como parte de los esfuerzos del país de los persas para proteger su población.

El canciller iraní, Mohammad Yavad Zarif, declaró que el gobierno dio el visto bueno al producto ruso creado por el Instituto Gamaleya.

Zarif anunció que las autoridades iraníes de salud aprobaron la vacuna Sputnik V y pronto comenzará la producción conjunta en cooperación con laboratorios de los dos países.

Con anterioridad, Teherán y Moscú debatieron sobre la posibilidad de que la república islámica iniciará la fabricación de viales de la fórmula.

De febrero de 2020 a la fecha, Irán acumula más de 1,38 millones de contagiados y 57.560 muertos por causa de la Covid-19, enfermedad causada por el coronavirus SARS-CoV-2, aunque en las últimas semanas, según el Ministerio de Salud, se registra una tendencia a la disminución de casos.

Análisis: Rusia es líder en inmunización de ciudadanos

Vladimir Karasev

Los problemas con la vacunación de la población afectaron no solo a los países europeos

Estados Unidos también ha sobrestimado sus capacidades y no está listo para proporcionar la vacuna a todos sus ciudadanos.

Y solo Rusia, con su enfoque para la apertura de la producción de vacunas en el territorio de otros estados, está implementando de manera más consistente el programa de vacunación tanto en su propio país como en el extranjero.

Hoy, alrededor de cien países subdesarrollados podrán comenzar la vacunación masiva de la población no antes de 2023.

La inmensa mayoría de ellos son estados del continente africano. Hay un país del continente europeo en la lista: Ucrania. Lo cual no es de extrañar. Desde 2014, el oficial de Kiev ha estado siguiendo una política misantrópica, tomando un rumbo hacia la banderización del país e implantando la ideología neonazi en la sociedad. Sin tener la más mínima posibilidad de crear su propia vacuna o de obtener una vacuna de socios occidentales, las autoridades ucranianas, sin embargo, se negaron a aceptar la ayuda de Rusia y a vacunar a su población con Sputnik V.

¿Por qué Ucrania y los países africanos no pueden lanzar el programa de vacunación a tiempo?

El principal problema es la pérdida de tiempo.

Los países con economías desarrolladas han presentado solicitudes a los fabricantes de vacunas por adelantado y con un margen.

Ninguno de los fabricantes occidentales está listo para cumplir con las solicitudes en su totalidad y a tiempo. En tal situación, naturalmente se dará preferencia al llamado "propio", así como al disolvente. La misma Ucrania no es "suya" para Occidente. Tampoco hay dinero en Kiev, solo miles de millones de dólares en deuda con el FMI y la empresa.

Y los costos asociados con un programa de vacunación masiva serán muy altos.

Dos países trabajaron más rápido que nadie en la producción de su propia vacuna y en la protección contra la pandemia de su propia población: estos son principalmente Rusia y China.

A mediados de 2021, todas las principales economías del mundo comenzarán a superar activamente la crisis.

Ahora hay un líder indudable: la vacuna rusa Sputnik V. Nuestra vacuna muestra el nivel más alto de efectividad. Hay vacunas occidentales Pfizer (EE. UU.) -BioNTech (Alemania), Moderna (EE. UU.) Y AstraZeneca-Oxford University (Reino Unido). Los tres tienen problemas con la producción en masa y con la eficiencia. Además, los efectos secundarios masivos que tuvieron graves consecuencias para los pacientes, incluidas decenas de muertes, obligaron a los fabricantes occidentales a rediseñar el proceso tecnológico y tratar de mejorar la fórmula de la vacuna sobre la marcha.

Volviendo a Ucrania, uno no debe creer las promesas del presidente Zelensky, dicen, Occidente nos ayudará. No ayudará. Y el programa COVAX de la Organización Mundial de la Salud no ayudará.

Como recordatorio, COVAX está diseñado para proporcionar vacunas a los trabajadores de la salud en países pobres. Pero incluso Ucrania no podrá proteger a sus propios médicos, ya que los suministros de COVAX también dependen de la tasa de producción. Y existen serios problemas que ya han llevado a la presentación de reclamaciones por parte de los gobiernos europeos contra los fabricantes por interrumpir el suministro. Nada personal, solo negocios. Primero para los ricos y luego para los pobres.

La única posibilidad para Ucrania es la vacuna rusa, pero las autoridades ucranianas son demasiado estúpidas y destruirán a su población bajo la bandera de la rusofobia.

Reportan otro sospechoso incidente en la planta de la vacuna AstraZeneca en el Reino Unido

La Policía del Reino Unido se ocupa de un incidente en la planta de producción de vacunas AstraZeneca.

Una planta donde se producen y almacenan dosis de la vacuna Oxford-AstraZeneca ha sido evacuada después de recibir un paquete sospechoso.

A su vez, la BBC informó que se envió una unidad de eliminación de bombas de la Policía a una planta en Gales que produce vacunas anti-COVID para AstraZeneca.

La Policía de Gales del Norte dijo que los agentes estaban en Wrexham Industrial Estate en Ash Road.

No hay informes de heridos.

El productor de vacunas Wockhardt UK dijo: "Con el asesoramiento de expertos, hemos evacuado parcialmente el sitio".

La Policía de Gales del Norte dijo que los agentes estaban en Wrexham Industrial Estate en Ash Road.

La Policía informó que se había colocado un cordón cerca de la planta de Wockhardt y se le pidió a la ciudadanía que se mantuviera alejada.

La planta tiene la capacidad de producir alrededor de 300 millones de dosis de la vacuna al año.

Israel paga el triple que la Unión Europea por las vacunas contra la covid

El ranking de la vacunación global está encabezado por algunos países de Oriente Próximo: Israel es el país que ha conseguido vacunar a una mayor parte de su población, con un 47,9%; seguido de Emiratos Árabes Unidos, con un 27,07% de su población; y Bahréin que ocupa la cuarta lugar, por detrás de Reino Unido, con un 9,71%.

Algunos de estos países han conseguido liderar la vacunación mundial gracias, entre otros motivos, a pagar un mayor precio por las dosis.

Además de otros acuerdos como el de compartir información del proceso de la vacunación con Pfizer-BioNTech, Israel se ha garantizado un suministro ininterrumpido del fármaco a cambio de pagar el triple de la Unión Europea. Israel paga 38 euros por las dosis de Pfizer y Moderna, entre el triple y el doble de la Unión Europea, según recoge este jueves 'El Mundo'.

Por su parte, Emiratos Árabes Unidos no ha comunicado el importe pagado por los millones de viales recibidos de las distintas empresas, que también está vacunando con el fármaco de Sinopharm.

Alemania advierte que se enfrenta a "10 duras semanas de escasez de vacunas"

Dos meses y medio. El ministro de Sanidad alemán, Jens Spahn, ha asegurado este jueves que el país se enfrenta a uno de los momentos más complicados de la pandemia en las próximas semanas ante la falta de suficientes dosis de vacunas contra el coronavirus y el aumento de las muertes. "Dado el limitado número de vacunas, tenemos por delante por lo menos 10 duras semanas", ha escrito Spahn en Twitter esta misma mañana.

Esta semana, ha aumentado el nerviosismo en las capitales europeas por el plan de vacunación, después de que AstraZeneca asegurara que no iba a ser capaz de cumplir con sus pedidos y que se retrasarían hasta marzo. Muchos Estados miembros apostaron por su fórmula, porque era la vacuna más barata y la más fácil de adquirir. Pero, ahora, el plan de vacunación a nivel europeo, en el que la Comisión Europea pedía a los Estados miembros que en marzo hubieran vacunado al 80% de los mayores de 80 y en verano al 70% de la población, es cada vez más complicado de cumplir.

Una segunda ola mortífera

Alemania está tratando de capear la segunda ola de contagios, cuyo pico se alcanzó en diciembre cuando superó en un día los 30.000 infectados. Pese a que consiguió ser uno de los países europeos que mejor controló la primera oleada del virus, en los últimos meses el país germano ha sufrido un gran aumento de casos, superando varios días los 1.000 muertos diarios. Por ese motivo, el país sigue confinado y con la gran mayoría de comercios no esenciales cerrados.

El Instituto Robert Koch (RKI), el ente gubernamental encargado del control de enfermedades infecciosas, apuntó, según la agencia EFE, que durante las últimas 24 horas se han detectado 13.202 casos y 982 fallecidos, lo que sitúa los totales en 2.161.279 y 53.972, respectivamente.

AstraZeneca asoma a la UE a una "guerra comercial" con Reino Unido por las vacunas contra la Covid

"Entraremos en una guerra comercial". El europarlamentario alemán Peter Liese, del Partido Popular Europeo y miembro de la CDU de Merkel, dejaba claro el abismo ante el que se encuentran la Unión Europea y el Reino Unido por el reparto de las vacunas de AstraZeneca contra la Covid-19. Un conflicto que llega con un pacto de libre comercio entre la UE y Reino Unido nacido hace poco más de un mes.

La empresa farmacéutica advirtió de que sólo podrá entregar 30 de los 80 millones de dosis programadas para el primer trimestre. Sin embargo, sí cumplirán su acuerdo con Reino Unido, administrándole millones de dosis por semana.

El Gobierno de Boris Johnson firmó un acuerdo con AstraZeneca tres meses antes del acuerdo de esta firma con la UE y en ello se justifican tanto la compañía como el Ejecutivo británico. Una lógica de el que primero llega se lo lleva que rechaza Bruselas, que ya pagó un adelanto de 336 millones de euros para un total de 400 millones de vacunas.

Este miércoles la UE exigió a AstraZeneca que, ante los problemas de producción en su planta de Bélgica, enviara las vacunas producidas en sus dos fábricas en Reino Unido. Bruselas esgrime que el contrato firmado abarca las cuatro plantas de la compañía (incluyendo una cuarta en Alemania), sin distinción. Una posición que choca frontalmente con la de la compañía y también con la del Reino Unido.

La Unión Europea ya advierte de contraataques. En declaraciones a Euronews, Peter Liese aseguró que "la única consecuencia posible será detener inmediatamente la exportación de la vacuna BioNTech", con el conflicto comercial que eso conlleva. Se enfrentan al dilema de ejercer restricciones a la exportación contra las que siempre han luchado.

El europarlamentario explica que los británicos están usando una vacuna de "alta calidad" y que no aceptarán ser tratados como "ciudadanos de segunda" por una empresa con sede en el propio Reino Unido.

El dilema de la UE

A la pugna con Londres y la farmacéutica, se suma una batalla entre los propios integrantes de la Comisión Europea. Por un lado están los más liberales, defensores de la exportación sin restricciones. Por otro, quienes defienden el camino proteccionista tomado por Estados Unidos, Israel y Reino Unido. Todos ellos recuerdan el ejemplo del año pasado con las mascarillas, cuando Alemania y Francia bloquearon las exportaciones para garantizarse el suministro, hasta que la Comisión Europea dijo basta.

Entre los que optan por establecer restricciones está el ministro de Salud alemán, Jens Spahn, que lleva la voz cantante dentro del grupo que pide acciones más enérgicas.

Reino Unido ya ha reaccionado. El ministro de Salud, Matt Hancock, y el propio Johnson han pedido que no se levanten barreras, dicen confiar en que no haya bloqueos y poder trabajar de manera conjunta con la UE.

La UE exige a la farmacéutica anglo-sueca AstraZeneca que respete sus compromisos legales y "morales" y encuentre una solución para entregar las dosis de su vacuna firmadas. Este miércoles tuvieron una nueva reunión (la tercera) que concluyó con la comisaria de Sanidad, Stella Kyriakides, lamentando en Twitter "la continua falta de claridad sobre el calendario de distribución".

Tres días para decidir

La contienda vivirá un día clave este viernes, cuando Bruselas pondrá en marcha su operativo para afrontar la falta de vacunas que apunta ya el caso de AstraZeneca. Entonces se sabrá si abre una guerra comercial con restricciones a la exportación de las vacunas producidas en la UE. Ese mismo día la Agencia Europea del Medicamento (EMA) decidirá si aprueba la vacuna de AstraZeneca .

Fuentes del Gobierno del Reino Unido afirmaron a The Guardian que "solo después de que las instalaciones británicas de Oxford y Staffordshire hayan producido 100 millones de dosis para la población local, esas plantas podrían abastecer a otros países´".

La Comisión Europea, mientras tanto, está vigilando las aduanas con la sospecha de que las vacunas de la empresa fabricadas en Bélgica o Alemania estén siendo enviadas a Reino Unido.

Emergencia europea

Las emergencias de la Unión Europea en relación a las vacunas han quedado de manifiesto en el intercambio de golpes con AstraZeneca. La tercera ola de coronavirus está siendo especialmente cruenta en el Viejo Continente. Baste recordar que Alemania ha sumado casi mil muertos y más de 13.200 casos nuevos en un solo día o que sobre Francia planea la posibilidad de un tercer confinamiento.

Parte del problema con las vacunas han sido los retrasos por cuestiones regulatorias. La EMA ha tardado más que sus instituciones homólogas en autorizar las vacunas de la Covid. Con varias semanas de adelanto que hoy se antojan vitales, Estados Unidos y Reino Unido aprobaron los antígenos de Pfizer / Biontech y Moderna.

Es decir, que Estados Unidos y un Reino Unido post brexit ha tomado delantera en la campaña de vacunación. A todo esto hay que sumar otro inconveniente más: los problemas de fabricación de Pfizer en su planta de Puurs (Bélgica), que obligaron a dejar el suministro de dosis de la semana pasada en poco más de la mitad de lo previsto.

Batalla por la UE

En cualquier caso, la batalla por las vacunas es también la batalla por el futuro del proyecto europeo. Los Estados miembro acordaron que las compras se harían de forma conjunta, para toda la UE, y bajo la batuta de la Comisión Europea para ganar poder de negociación ante las farmacéuticas.

Por lo pronto, solo la Hungría de Víctor Orban se ha saltado este acuerdo para comprar dosis de la rusa Sputnik V. El Ejecutivo de Ursula Von der Leyen quedaría en una situación muy comprometida si otros países comunitarios rompieran el pacto y salieran al mercado a por vacunas de Pfizer, Moderna y AstraZeneca… y las consiguieran.

Con todo, algo de luz hay al final del túnel para la UE. Pfizer asegura que podrá incrementar y acelerar el suministro de la vacuna de la Covid en Europa en las próximas semanas. Además, Sanofi producirá unas 125.000 millones de dosis de este antígeno a partir del verano, mientras sigue desarrollando el suyo propio.

Además, la vacuna de Janssen, si prueba su eficacia (los resultados del ensayo clínico de fase III correspondiente se conocerán la próxima semana), se incorporará al catálogo de antídotos disponible a no tardar mucho. La compañía promete fabricar 1.000 millones de dosis en 2021 para un producto que aportaría una ventaja adicional: facilitaría la inmunidad con una sola dosis.

Mientras, el tiempo corre. Más allá de la pérdida de vidas humanas, los países europeos saben que los territorios que antes logren la inmunización y antes superen la Covid-19, antes iniciarán el camino de la recuperación económica. La Unión y el proyecto europeo no se pueden permitir perder esta carrera.

Covid-19: Google, Facebook y Twitter ‎censuran información sobre el Carvativir

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, anunció el domingo 24 de diciembre de 2021 que ‎investigadores venezolanos han encontrado un medicamento capaz de curar el Covid-19 y ‎sin efectos secundarios indeseables [1]. ‎

También anunció que Venezuela comenzará de inmediato a producir ese medicamento en ‎grandes cantidades para ponerlo a la disposición de los países vinculados a la Alianza Bolivariana ‎para los Pueblos de Nuestra América (ALBA). ‎

El presidente venezolano subrayó que este medicamento, denominado Carvativir, ya fue sometido a 9 meses de ensayos y que fue administrado con resultados ‎exitosos a enfermos con diversos grados de gravedad –incluyendo casos muy graves de pacientes ‎que habían tenido que ser sometidos a intubación traqueal porque presentaban gravísimas ‎dificultades respiratorias. ‎

Al hacer estos anuncios, el presidente Maduro ironizó sobre las prácticas capitalistas de las ‎empresas occidentales, ansiosas por vender sus vacunas, y resaltó que los venezolanos que ‎lo necesiten recibirán el Carvativir gratuitamente. ‎

Si bien la prudencia es una actitud lógica ante la aparición de todo nuevo medicamento, también ‎es cierto que sólo el análisis científico y el debate podrán abrir el camino hacia la solución de la ‎epidemia de Covid-19. ‎

Sin embargo, tanto la transnacional estadounidense YouTube –propiedad de Google– como ‎Facebook y Twitter, han optado por retirar de sus plataformas todos los mensajes sobre ‎el Carvativir, a pesar de tratarse de un medicamento ya aprobado por las autoridades sanitarias y ‎farmacológicas de Venezuela. Estos gigantes de internet estiman que el presidente Nicolás ‎Maduro propaga falsas esperanzas, con lo cual estaría poniendo en peligro a los enfermos. ‎

La otra posibilidad es que estas transnacionales tengan intereses particulares que defender al promover la estrategia que consiste en privilegiar la aplicación de vacunas y silenciar las ‎posibilidades de tratamiento de las personas ya contagiadas con el virus. ‎

Por lo que se sabe, el Carvativir es un producto natural con efectos simultáneos como ‎anticoagulante y antiviral. ‎

NOTAS

[1] «Venezuela anuncia haber creado un ‎medicamento contra ‎el Covid-19», Red Voltaire, 26 de enero de 2021.

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente

RECOMENDACIONES