Portada - Últimas noticias

alt

Acostumbrada a berrear en los escenarios esta agente imperialista cree que puede pontificar sobre lo que no sabe. La cantante (¿?) de 55 años reaccionó esta semana a los resultados históricos del Frente Nacional (FN) francés en las europeas del pasado 25 de mayo, en las que fue el partido más votado de Francia. A través de su cuenta de Instagram ha alertado sobre la subida del “fascismo” en el país vecino, una situación que ha comparado con Ucrania, Rusia y hasta Venezuela. Esta zombie, que vive en Londres, ya había protagonizado una sonada polémica con la presidenta del FN, Marine Le Pen, hace dos años y tuvo entonces que dar marcha atrás.

Madonna publicó el lunes que tiene más de 1,6 millón de seguidores y está enlazada a su cuenta de Twitter, la impactante portada del diario Liberation del día después de las elecciones. En ella se ve una fotografía a toda página de la presidenta del FN, Marine Le Pen, sobre un fondo con una bandera europea con el titular: La Francia FN. “Ucrania, Rusia, Venezuela… ¿y ahora Francia?”, escribe la “cantante” en el pie de foto, comparando así la situación en los cuatro países, en un texto acompañado por palabras claves (hashtags) igual de explícitas: lucha contra el fascismo, lucha contra la discriminación, lucha contra la mentalidad de linchamiento, lucha contra el odio, lucha por la libertad, revolución del amor.

El  vicepresidente del FN y nuevo diputado europeo, utilizó otra red social, la de Twitter, para responderle en tono despectivo: “Madonna imita a Yannick Noah: fin de carrera complicado…”, escribió el martes en su perfil, en referencia al cantante y extenista francés que esta semana acaba de estrenar disco con una canción, Mon Combat, dedicada a la lucha contra el FN. Unas horas después, añadió en la misma cuenta: “En política también, la Abuela Gaga va rezagada”.

No es la primera vez que la reina del pop la toma con la presidenta del Frente Nacional. Algo de envidia personal debe haber. Durante su gira MDNA Tour iniciada en la primavera de 2012 en Tel Aviv (capital de Israel), mostraba durante los conciertos un vídeo en el que se veía a la líder política con una cruz gamada dibujada en la frente para acompañar el tema Nobody Knows Me. La polémica alcanzó dimensiones mayores cuando la artista emitió el vídeo en el Stade de France de París, en julio de 2012, provocando una demanda por parte del partido por “injuria pública”.

Le Pen recurrió entonces al mismo argumento esbozado hoy por el vicepresidente del partido, el de una artista en fin de carrera con necesidad de provocar polémica para promocionarse. Madonna dio marcha atrás y reemplazó la esvástica por un punto de interrogación en su siguiente concierto en Niza, en el sur de Francia.

Pero no se ha cortado la Madonna. Igualmente publicó una imagen en la que se puede ver la cara del presidente ruso Vladímir Putin, en los distintos integrantes del mítico grupo de música disco Village People, un importante ícono de la cultura gay. Y es que la reina del pop quiso llevar a las redes sociales su inconformidad contra las políticas “homofóbicas” del líder ruso.

“¡The Village People están vivos y bien en Rusia! ¡Tan emocionada de verlos actuar! artforfreedom” escribió Madonna junto a la imagen y usando la etiqueta de proyecto Art for Freedom, con el que precisamente quiere lograr un cambio de conciencia a través de “su arte”.

La agente imperialista ha sabido defender su título de icono gay, prueba de ello es que a comienzos de febrero, participó en un concierto organizado por Amnistía Internacional en Nueva York junto a dos integrantes del grupo financiado por los lobbies estadounidenses Pussy Riot para protestar contra Putin.

“Es tiempo de que el resto del mundo sea tan valiente como las Pussy Riot y enfrente gente como Putin y otros líderes y otras organizaciones que no respetan los derechos humanos y favorecen la discriminación y la injusticia”, dijo en el concierto.

Madonna calificó de "fascista" a la Venezuela de Maduro

Y como la incontinencia de tan tremendo intelecto es infinita, vuelve a provocar y se animó a cuestionar el sistema que rige las vidas de los venezolanos desde hace años. La “artista” multimillonaria incluyó a Venezuela en una escueta lista de países donde asegura se viven situaciones que recuerdan a la Italia de Benito Mussolini.

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente