alt

Finalmente ocurrió lo previsible: un juez federal, respetado tanto por la oposición al gobierno como por el gobierno mismo, dio por tierra con la absurda denuncia de Nisman.  Todo indica que fue una puesta en escena y "alguien" escribió el guión de esta historia; Nisman era el peón sacrificable aunque es muy probable que tontamente se creyera un alfil o una torre; el fiscal aparecía en el escenario primero y moría a los 15 minutos de la película; todo debía sugerir asesinato disfrazado de suicidio y, con seguridad, todas las flechas apuntarían al gobierno. Parte importante del plan era "suicidar" a Nisman antes de que la denuncia se hiciera pública, porque una vez en un juzgado era obvio que la denuncia moriría muy rápido y el daño al gobierno sería mínimo. Lo importante no era la denuncia, sino el impacto sobre la credibilidad del gobierno. Desafortunadamente, el daño ya está hecho y seguramente las consecuencias se verán a las claras en las elecciones presidenciales de fin de año.

Nisman: el peón sacrificado...

El juez federal Daniel Rafecas desestimó la denuncia que hizo el fiscal Alberto Nisman contra la presidenta Cristina Kirchner y otros funcionarios del gobierno por supuesto encubrimiento del atentado contra la AMIA, según la resolución a la que accedió minutouno.com. Para el juez Rafecas no hubo delito, y "no hay un solo elemento de prueba" contra la presidenta y el resto de los imputados.

"No hay un solo elemento de prueba, siquiera indiciario, que apunte a la actual Jefa de Estado respecto -aunque sea- a una instigación o preparación (no punible) del gravísimo delito de encubrimiento por el cual fuera no sólo denunciada sino también su declaración indagatoria requerida, delito que, además, y como ya expuse previamente, no existió, en ninguna de las dos hipótesis planteadas por el Dr. Pollicita en su requerimiento de instrucción", sostuvo Rafecas sobre la Presidenta.
La denuncia de Nisman había sido impulsada por el fiscal Gerardo Pollicita, quien días atrás había solicitado una batería de medidas, y quien se descuenta apelará la decisión categórica de Rafecas de no abrir la investigación.

"No hay un solo elemento de prueba, siquiera indiciario, que apunte a la actual Jefa de Estado respecto -aunque sea- a una instigación o preparación (no punible) del gravísimo delito de encubrimiento por el cual fuera no sólo denunciada sino también su declaración indagatoria requerida, delito que, además, y como ya expuse previamente, no existió, en ninguna de las dos hipótesis planteadas por el Dr. Pollicita en su requerimiento de instrucción", dice en forma categórica el juez Rafecas.

Con respecto al canciller Héctor Timmeman, el juez Rafecas sostuvo en el fallo que "a lo largo de las miles de líneas de conversaciones escrutadas durante varios años, no surge una sola mención, una sola referencia, una sola gestión, una sola participación, ni del Canciller argentino, ni de absolutamente nadie de la cartera que conduce. "No hay una sola vez en la que la Cancillería argentina aparezca envuelta en lo que Nisman denominó la «diplomacia paralela de facto»".

"Si hay algo que surge del resultado de las escuchas, es que Timerman, y en definitiva, la «diplomacia real», lejos de ser un aliado de estos individuos, eran justamente el rival a vencer, a derrotar, a torcerle el brazo", dice el fallo.

Con relación a la baja de las "notificaciones rojas". El Magistrado descartó toda connotación delictiva sobre la baja de las notificaciones rojas. En especial, a partir de la carta de Timerman envió a Interpol junto con la notificación de Memorándum, "en donde claramente refuta la denuncia de Nisman, y que fue corroborada por otros documentos y expresiones públicas del Secretario General de Interpol".

El juez Rafecas también sostuvo que las escuchas también revelan, "claramente, la frustración de estos operadores pro-iraníes, ante la inflexibilidad de la "diplomacia real" en la consecución de los fines propuestos por la Argentina en esta negociación (poner ante el juez de la causa a los prófugos iraníes para destrabar y hacer avanzar el proceso) y en el fracaso ostensible en el cumplimiento del único propósito perseguido por el régimen iraní (dar de baja las notificaciones rojas)."

El juez concluyó: "Así las cosas, descartado -como prueba a presentar ante un Tribunal de Justicia- el único elemento que había para sostener un oscuro propósito por parte del canciller argentino en el marco de la "cumbre de Alepo"; desvirtuada por completo la infundada versión del Fiscal Nisman según la cual Timerman habría hecho gestiones en Interpol para dar de baja las notificaciones rojas; aclaradas las confusiones suscitadas con varios recortes periodísticos que tendían a hacer creer en el escrito fiscal, en la existencia de "acuerdos secretos" en donde la Argentina haya claudicado en su reclamo; y con escuchas telefónicas que, lejos de complicarlo, lo reivindican, a él y a la cartera que conduce, no queda más que afirmar aquí, al igual que en los dos casos anteriores, que no existe una sola prueba, un solo indicio que conduzca a sostener la hipótesis fiscal, ciertamente agraviante y mortificante, de que Héctor Timerman haya siquiera instigado o preparado el camino tendiente a la configuración de un encubrimiento en el atentado a la AMIA", otro de los párrafos del fallo.

Leer el fallo de la judicatura de Argentina

Politización de investigación AMIA. Pretexto para cambio de régimen en Argentina

Por  Mahdi Darius Nazemroaya

La historia tiene extrañas maneras de repetirse. Argentina ha estado transitando por un proceso similar a los años posteriores a 1990, luego que Boris Yeltsin renunció y Vladimir Putin tomó su puesto en el Kremlin como Presidente de la Federación de Rusia. El gobierno federal de Argentina en Buenos Aires ha estado luchando por deshacerse del yugo extranjero y consolidar su poder político y económico.

Sin embargo, Buenos Aires ha tenido la oposición de una diversidad de elementos del viejo régimen y de oligarcas que colaboran con Estados Unidos. Estas fuerzas se han opuesto a grandes proyectos nacionales, como ser la renacionalización de grandes compañías, al fortalecimiento de la rama ejecutiva de gobierno. A este respecto, los enfrentamientos de la Presidenta argentina Cristina Fernández de Kirchner con sus opositores son similares a los enfrentamientos de Vladimir Putin con los oligarcas rusos y los políticos que querían subordinar Rusia a Wall Street y a Washington como también a los capitales y núcleos financieros de Europa Occidental.

Todas las oportunidades se aprovechan para intentar debilitar al gobierno argentino. La Presidenta Cristina Fernández de Kirchner ha acusado incluso públicamente a sus opositores nacionales como también a Estados Unidos de estar colaborando para un cambio de régimen. Cuando el DAESH o el ISIS amenazaron con matarla el año pasado, ella se refirió a la amenaza como proveniente de Washington, la entidad que realmente quería matarla y la que movía los palillos de las brigadas del DAESH en Siria e Irak. (1)

La Muerte de Alberto Nisman

El reciente capítulo de la lucha del gobierno argentino se inició en el mes de enero del corriente. El mismo día en que Israel asesinó al General Mohammed Allahdadi, de la Guardia Revolucionaria de Irán dentro de Siria, el ex fiscal especial, Alberto Nisman, fue encontrado muerto con un disparo a un lado de su cabeza en el baño de su apartamento cerrado el día 18 de enero recién pasado. (2) Nisman había estado investigando la voladura en 1994 del edificio perteneciente a la Asociación Mutual Israelita Argentina, AMIA, durante los últimos diez años. En el año 2003 le fue asignada la tarea por el Presidente Néstor Kirchner, el fallecido esposo de la actual presidenta de Argentina.

Pocos días antes, él había hecho acusaciones contra la Presidente Cristina Fernández de Kirchner y contra el Ministro de Relaciones Exteriores Héctor Timmerman, que también es judío. En palabras del New York Times, “Nisman había lanzado graves acusaciones.” (3) Nisman señalando que “funcionarios iraníes habían planeado y financiado el ataque; que Hezbollah, aliado de Irán en El Líbano, lo habían llevado a cabo; y que la presidenta argentina, Cristina Fernández de Kirchner y sus principales asistentes habían conspirado para encubrir la participación de Irán como parte de un acuerdo para suministrar petróleo iraní a la Argentina.” (4)

El periodista judío, Damián Pachter, que huyó de Argentina luego de la muerte de Nisman, le ha echado leña al fuego desde Israel e incluso ha escrito un artículo que ha sido ampliamente citado pero no apoyado, para el Haaretz que trata de usar la polémica contra el gobierno argentino. El artículo de Pachter hace aparecer a Argentina como si se estuviera moviendo en las sombras de la Alemania Nazi o de un régimen fascista. He aquí algunos de sus comentarios:

* No tengo idea cuando regresaré a Argentina. Ni siquiera se si quiero volver. Lo que si se que el país donde nací no es el lugar feliz sobre el cual mis abuelos judíos me contaban historias.

*Argentina se ha convertido en un oscuro lugar regido por un sistema político corrupto. Todavía no logro entender todo lo que me ha sucedido durante las últimas 48 horas. Nunca me imaginé que mi regreso a Israel sería así. (5)

Antes de continuar deberíamos agregar que en los diez años de investigación de Alberto Nisman, él no fue capaz de acusar ni a Irán ni a Hezbollah. Por otra parte, es bien sabido que Nisman consultaba con frecuencia a Estados Unidos sobre el caso AMIA y que fue acusado por Roland Noble, ex jefe de Interpol de mentir en torno a muchas acusaciones que hizo en relación al caso de la AMIA. (6)

Se informó de la muerte de Alberto Nisman como un suicidio. La hora en torno a la muerte de Nisman, sin embargo, es muy sospechosa. Nisman murió a pocas horas antes que entregara un testimonio al Congreso nacional. El gobierno de Argentina ha dicho que su muerte fue un asesinato que apuntaba a perjudicar al gobierno. (7) Esta aseveración es correcta y ha dado sus frutos ya que la muerte de Alberto Nisman está siendo utilizada como ataque político que exige la eliminación del gobierno argentino.

La quinta columna argentina

El periódico Guardian publicó un artículo el día 27 de enero del 2015 donde informa que la muerte de Alberto Nisman “es una prolongada lucha” entre el gobierno argentino y la “principal agencia de inteligencia de Argentina que ha salido a la luz luego de la sospechosa muerte de Nisman, la cual es atribuida por la presidenta argentina a espías inescrupulosos que están tratando de socavar su gobierno.” (8) Algunos aspectos claves del informe incluyen lo siguiente:

*Funcionarios de gobierno han apuntado el dedo acusador a espías que, dicen ellos, estaban trabajando con Nisman entregándole información de teléfonos intervenidos.

*El más importante entre ellos es Antonio Stiuso, quien hasta el mes anterior era el Director General de operaciones y escuchas clandestinas de los opositores políticos de la presidenta. Fue despedido luego que la Presidenta Fernández descubrió que él estaba trabajando con Nisman para fabricar un caso en su contra. Se cree que actualmente está en Estados Unidos.

*En su intervención televisada—hecha desde una silla de ruedas luego de un reciente accidente—Cristina Fernández también criticó a Diego Lagomarsino, el cual fue acusado el lunes pasado por haber ilegalmente prestado un arma de fuego a Nisman. (9)

Lo que los aspectos mencionados sugieren es que la seguridad interior argentina y los agentes de inteligencia han estado trabajando para derribar a su propio gobierno. Así mismo, Antonio Stiuso y Nisman estaban secretamente trabajando para montar un caso para sacar a Cristina Fernández del poder.

La quinta columna existe en la Argentina. Es notorio que algunos individuos involucrados en este caso son elementos sobrantes del período de la dictadura militar en Argentina que colaboraban estrechamente con Estados Unidos. Esto podría explicar por qué se cree que Antonio Stiuso huyó hacia Estados Unidos. Además, es por eso que el gobierno argentino ha iniciado una investigación sobre las actividades de varios agentes de la policía federal que estaban monitoreando a Nisman y por qué se decidió reemplazar la Secretaría de Inteligencia, SI (anteriormente Secretaría de Inteligencia del Estado, SIDE) por una nueva agencia de inteligencia federal. (10) “Esto me hizo tomar la decisión de despedir agentes que han estado allí desde antes que adviniera la democracia,” señaló Cristina Fernández de Kirchner.

“Debemos iniciar el trabajo para reformar el sistema de inteligencia argentina con el objeto de deshacernos de un sistema que no ha estado sirviendo los intereses de la nación.” La Presidenta Fernández declaró en torno a las reformas. (12) La presidenta reveló que la SI estaba trabajando para socavar su gobierno e invalidar lo que Argentina ha hecho con Irán. El periódico Buenos Aires Herald señaló que la Presidenta Fernández “ha reafirmado que desde que fue firmado el Memorándum de Entendimiento con Irán sobre el ataque contra la AMIA en 1994 “pudimos ver que el acuerdo estaba siendo atacado desde la Secretaría de Inteligencia.” (13)

AMIA es el Pretexto y Argentina está en el Frente de una Guerra Global Multifacética

El caso de la AMIA ha sido politizado en dos frentes. Uno de los frentes es la lucha interna y el otro es en el ámbito de las relaciones internacionales. Un grupo de oligarcas argentinos está utilizando el caso AMIA para recuperar el control total sobre el país, mientras que Estados Unidos está utilizando el caso AMIA como una herramienta más –como el caso de los fondos buitre contra Argentina—para presionar al gobierno argentino e intervenir en los asuntos internos del país.

Las opiniones se han galvanizado al interior del país en la medida que las líneas políticas se han endurecido. La muerte de Alberto Nisman está siendo utilizada por los opositores del gobierno argentino para satanizarlo. La oposición incluso ha llegado a decir que Nisman es un mártir en la lucha por la democracia y la libertad en un país regido por un régimen crecientemente autoritario.

La pugna política en Argentina en torno al ataque contra la AMIA y su investigación refleja algo mucho más grande. Irán no es el único blanco en la polarización del caso de la AMIA. Tampoco es el caso que se busque justicia para las víctimas del ataque contra la Mutual. China, Rusia, Cuba, Brasil, Venezuela, Ecuador, Bolivia y una serie de países independientes, también son blancos en lo que es realmente una lucha global entre Estados Unidos y una coalición de estados independientes que rechazan la influencia norteamericana.

Los objetivos definitivos de Estados Unidos son la recuperación de su perdida influencia sobre Argentina y redirigir las relaciones comerciales argentinas y controlar su política exterior. Todo esto tiene que ver con las medidas que Buenos Airea ha tomado para recuperar el control de las Islas Malvinas en poder de los ingleses, las cuales están ubicadas en una rica área energética en el Atlántico Sur.

Sumado a la lucha por los recursos naturales, lo cual incluye las reservas energéticas, la guerra multifacética que lleva adelante Estados Unidos contra sus rivales, se ha estado preparando un asalto agrícola que produciría la desestabilización de los precios de los alimentos e incluso crear hambrunas. Aparte de sus reservas no explotadas de petróleo y gas, Argentina es una potencia agrícola de primer orden. Controlar a Buenos Aires sería muy útil para Estados Unidos.

NOTAS

1.- Mahdi Darius Nazemroaya, “Las Águilas del Imperio y el Terrorismo Económico: ¿Son los fondos buitre Instrumentos de la política de Estados Unidos?” Russia Today, Octubre 24, 2014

2.- Almudena Calatrava, “Existen dudas que el fiscal argentino se suicidó,” Associated Press, Enero 20, 2015: Jonathan Watts “Gobierno argentino decide disolver la agencia nacional de inteligencia,” Guardian, Enero 27, 2015

3 – 4.- Isabel Kershner, “El Periodista que Informó sobre la Muerte del Fiscal Argentino, Huye del País Hacia Israel,” New York Times, Enero 26, 2015.

5.- Damian Pachter, “Por Qué Huí de Argentina luego de Publicar la Historia de la Muerte de Alberto Nisman,” Haaretz, Enero 25, 2015

6.- “Ex Jefe de la Interpol, Roland Noble: Lo que Dice el Fiscal Nisman es Falso,” Buenos Aires Herald, Enero 18, 2015

7 – 10.- Jonathan Watts, “El Gobierno Argentino Actúa,” op.cit.

11 – 13.- “Cristina Fernández de Kirchner Anuncia Plan para Disolver la Secretaría de Inteligencia,” Buenos Aires Herald, Enero 26, 2015.

Traducción desde el inglés por Sergio R. Anacona

Fuente: Global Research

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente
galeria de videos

elmundofinanciero